El Frente Unidxs por la Cultura supo aglutinar al conjunto de las organizaciones de la cultura nacional

Diputados aprobó el proyecto sobre asignaciones especiales a industrias culturales

En el día de ayer, se aprobó en Diputados el proyecto de Ley de Asignaciones Específicas para Industrias e Instituciones Culturales. El debate finalizó cerca de las 22:30 y la votación arrojó un resultado de 132 votos a favor; 5 negativos y 92 abstenciones. Ahora deberá ser tratado en el Senado.

En tanto, la actual Ley 27.432 prórroga, en su artículo 4, las Asignaciones Específicas para cine, teatro, música, bibliotecas populares y medios comunitarios por 50 años. En ese marco, les trabajadores de la cultura estuvieron a la cabeza de las jornadas de lucha para que se trate en el Congreso Nacional el proyecto de Ley de Asignaciones.

El proyecto, que ha obtenido la media sanción, buscará reemplazar el articulado de la Ley 27.432, sancionada en diciembre de 2017, que establecía caducidad a fines de 2022 para varias asignaciones. Organizados en el frente Unidxs por la Cultura y movilizando bajo la consigna #EvitemosElApagónCultural, sectores pertenecientes a la cultura nacional expresaron su conformidad pero dejaron en claro que el desafío aún está pendiente. “Este enorme logro del campo popular de la cultura no termina acá”, señalaron en relación al próximo tratamiento en el Senado.

¿Por qué prorrogar el financiamiento?

El fomento a la cultura es necesario no solo por motivos económicos como defender puestos de trabajo, sostener fondos para el desarrollo productivo o el aporte a la economía nacional, sino también para defender la soberanía cultural. El frente Unidxs por la Cultura realizó una síntesis del carácter estratégico del proyecto de ley.

Por un lado, prorrogar por 50 años la ley es un mínimo aceptable para la planificación a largo plazo que requieren las actividades culturales, favoreciendo el trabajo de calidad y despejando la incertidumbre.

Asimismo, las actividades culturales generan al menos 700.000 puestos de trabajo directo e indirecto, fortaleciendo industrias periféricas. Tan solo el sector audiovisual aporta 70.000 millones de pesos al Producto Interno Bruto (PIB) nacional.

La mayoría de las actividades culturales se autofinancian con fondos generados por la propia industria. Los fondos de cine, por ejemplo, provienen de un porcentaje del total de las entradas. Sin embargo, la venta de pauta publicitaria y la emisión de sus contenidos por televisión también representan parte del ingreso. A su vez, los empleos en las instituciones culturales suelen ser precarios, por lo cual cortar la financiación pondría en riesgo severo su continuación.

La importancia del proyecto de Ley 

El comunicado de Unidxs por la Cultura menciona que “la cultura se construye todos los días con nuestros actos, la identidad argentina está en cada creación, en cada lugar del país”. En ese sentido, desde sectores pertenecientes a la cultura nacional señalan que sin fondos propios sería imposible sostener semejante construcción. No obstante, el conflicto por el tratamiento del proyecto de Ley y los términos del mismo expresa, además, una disputa entre intereses políticos.

De esta forma, deja contra las cuerdas a quienes apuestan por el desarrollo de trabajo y contenido nacional para no perder la capacidad de construir y contar nuestras propias historias, mostrando la diversidad de la cultura argentina.

En ese sentido, cuando se cuestiona el fundamento de la ley, en realidad lo que se cuestiona es el fundamento material y espiritual de la cultura nacional; sin fondos y sin proyección no habrá desarrollo laboral, fortalecimiento industrial ni historias locales. Por el contrario, primará una realidad nacional narrada por intereses internacionales, como sucede con el cine, donde más del 90% de las pantallas son ocupadas por Hollywood.

Plantear como variable la caducidad de la cultura es especular con el desarrollo de la cultura nacional y el afianzamiento de la identidad argentina. El fondo de fomento no sólo se nutre por la propia actividad, sino que por cada peso reinvertido la economía genera 5,4 pesos adicionales. No hay tal achicamiento de gastos, sino un debate sobre el destino de los fondos que genera el trabajo nacional: si a la economía local o al pago de la deuda externa y la usura internacional.

Perspectivas de cara a la sanción completa

Si bien Diputados dio media sanción, aún falta el tratamiento en el Senado para que el proyecto cobre fuerza de ley. De todos modos, las organizaciones son optimistas ya que, debido a la composición mayoritariamente oficialista de la Cámara Alta, consideran que el proyecto debería prosperar.

Tras extensas jornadas de movilización, organizaciones como el Foro Argentino de Radios Comunitarias (FARCO)Actrices Argentinas y Documentalistas Argentinos (DOCA); e instituciones como la Comisión Nacional de Bibliotecas Populares (Conabip) y el INCAA, entre otras, celebran la media sanción, pero advierten que la lucha continúa.

fuente:  https://www.notaalpie.com.ar/2022/06/16/diputados-aprobo-el-proyecto-sobre-asignaciones-especiales-a-industrias-culturales/

escrito por:  Simón Muñoz Castiñeira

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.