Un concejal procesado por violación pidió volver a su banca

De acuerdo con la denuncia, Ramos y tres amigos suyos abusaron de la prima de él, en
varias ocasiones y emborrachándola, cuando ella era menor de edad y ellos mayores.
Este miércoles se conoció que el Ministerio Público Fiscal pidió la elevación a juicio de
la causa.

En la localidad bonaerense de Baradero estalló un escándalo: un concejal en uso de licencia,
procesado y con un reciente pedido de elevación a juicio por el delito de abuso sexual con acceso
carnal doblemente agravado y corrupción de menores en concurso real, quiere recuperar su
banca. Se trata de Juan María Ramos (Frente de Todos) quien encabezó la lista oficialista en las
últimas elecciones, se desempeñó como Secretario de Desarrollo Humano del intendente Esteban
Sanzio, y en setiembre de 2020 fue denunciado por una prima, que lo acusó de abusar de ella cuando.

tenía 14 años –y él era mayor de edad– junto a varios amigos suyos, y en reiteradas oportunidades, emborrachándola. El delito que se le imputa supone penas de entre 8 y 20 años de reclusión o prisión.
El miércoles, Ramos presentó ante la presidenta del Concejo Deliberante, Gabriela Herrera (FdT), un pedido para que quede sin efecto “la licencia oportunamente solicitada” y su intención es
presentarse en la sesión de este viernes para reasumir su banca. Organizaciones feministas se
oponen y exigen que se mantenga apartado hasta que se resuelva su situación procesal, que en
definitiva fue el argumento que él mismo usó al pedir la licencia. Pero ahora Ramos alega el principio de inocencia y dice que no hay ningún impedimento legal para recuperar su banca, dado que todavía no hay sentencia. Siempre sostuvo que la denuncia en su contra fue “un armado político”, aunque quien lo denunció es una prima suya.
“Ante acusaciones de tal gravedad esta persona no puede estar ocupando ningún cargo público de
toma de decisiones hasta que se aclare su situación legal”, señalaron agrupaciones feministas.
Además de expresar el “apoyo absoluto a quién se animó a denunciar”, anunciaron que este viernes se movilizarán al Concejo Deliberante. La sesión está convocada para las 9.30.
El bloque del Frente de Todos propondrá que el tema se trate en comisión y le exigirá pruebas “de
que se resolvió su situación”, según adelantó a Página/12 la presidenta del cuerpo legislativo.
“Conozco a la víctima y sé muy bien por todo lo que ha pasado. ¿Si Ramos se sienta en una banca cómo se va a sentir ella? Como concejalas éticamente nos parece aberrante que asuma un lugar de poder mientras tramita la causa en su contra”, dijo a este diario Herrera, del FdT. El bloque oficialista cuenta con 8 concejales y la oposición de Cambiemos fragmentada en tres bancas, un número similar.
La situación procesal de Ramos no solo no se aclaró sino que se fue complicando: el miércoles se
conoció el requerimiento de elevación a juicio de la fiscal María del Valle Viviani, a cargo de la fiscalía 7 de San Pedro, quien tuvo a cargo la instrucción de la causa. Está fechado el 3 de octubre. Ramos, de 33 años, irá a juicio junto a tres amigos suyos, dos de 33 años y uno, de 36. La imputación es grave. “Conforme los elementos de prueba colectados en este proceso, el encartado Alcides Eduardo Giménez resulta ser autor penalmente responsable del delito de abuso sexual con acceso carnal, en base a los artículos 45 y 119 3er. párrafo, todo del Código Penal; mientras que Juan Sebastián Concilio, Juan María Ramos, Luis María Tettenborn resultan ser autores penalmente responsable del delito de abuso sexual con acceso carnal doblemente agravado, en concurso real con corrupción de menores agravada, en base a los artículos 45, 55, 119 4to. párrafo incisos a) y d) y 125 2do. párrafo, todos del Código Penal”, dice el pedido de elevación a juicio.
La víctima es una sola: la prima de Ramos. Y los hechos habrían ocurrido en un departamento de su propiedad ubicado en Baradero.
Ramos encabezó la lista de concejales del Frente de Todos en las últimas elecciones. En diciembre de 2019, al asumir el intendente –también del FdT—fue nombrado como secretario de Desarrollo Humano local. Por esa razón, juró como concejal pero pidió licencia para ocupar el puesto en el Gabinete comunal. La denuncia en su contra se presentó en setiembre de 2020. Entonces, el intendente Sanzio le pidió que se tome licencia: Ramos tenía a su cargo entre otras áreas, la Dirección de Políticas de Género municipal. Pero cuando la causa judicial avanzó, con la ratificación de la denuncia y su situación procesal se empezó a complicar más con la declaración de testigos que avalaron las graves acusaciones, en abril de 2021 el jefe comunal le pidió la renuncia. Es en ese momento, Ramos solicitó el 7 de mayo de 2021 otra licencia como concejal “hasta que se resuelva su situación procesal”. Esa licencia quiere ahora que quede sin efecto.
La carta en la que Ramos “peticiona” su reincorporación al Concejo Deliberante la presentó el
miércoles último. “Las razones que motivaron dicha solicitud se encuentran extintas habida cuenta
de las actuaciones en el expediente judicial”, escribió. No se entiende si no le llegó la notificación
del pedido de elevación a juicio o pretende ignorarlo. Es cierto que hasta que no tenga condena
firme, no hay impedimento para que ocupe su banca.
“Es oportuno mencionar que los hechos que dieron origen a la licencia, es decir, una Investigación
Penal Preparatoria (IPP) no limitan ni limitaron en ningún momento el ejercicio de mi función” —
señaló Ramos en su carta dirigida a la presidenta del Concejo Deliberante— “todo ello en el marco de la vigencia estricta del principio de inocencia consagrado en el artículo 19 de la Constitución
Nacional”. Al mismo tiempo pidió que no se hable en la sesión, en la que se tratará su pedido de
licencia, sobre los hechos por los cuales fue denunciado porque –argumentó—“son de carácter
estrictamente privado y no es este cuerpo el lugar donde deben ventilarse”.
Por las repercusiones que ha tenido el caso en Baradero, la denunciante, que ahora tiene 29 años,
tuvo que mudarse a Buenos Aires, contó a este diario una de sus abogadas Melina M. Ghione. En su declaración en la justicia, la joven contó que como consecuencia de los abusos denunciados tuvo varios intentos de suicidio en su adolescencia.

 

FUENTE: http://www.primeraplana.com.ar/un-concejal-procesado-por-violacion-pidio-volver-a-su-banca/

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *