JUNÍN: Farmacéuticos ven que “mucha gente no puede acceder” a los medicamentos

Malek Mechedze, integrante del Colegio de Farmacéuticos de Junín, coincidió con el
ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, quien advirtió por el brutal aumento en el
precio de los fármacos que en muchos casos superan el 100 por ciento y ya
comenzaron a registrar que muchos pacientes dejaron de comprar remedios
«indispensables».

Según el farmacéutico, “la diferencia está en el aumento de los precios con obra social, o se le
aplica la cobertura de la obra social y a eso es lo que no pueden acceder, a la diferencia entre lo que les resta la obra social y lo que les queda para pagar, ni siquiera así pueden acceder al precio del medicamento”.

“Estamos viendo las caras totalmente desorbitadas en el mostrador al pasar el valor del
medicamento y aún con descuento, hay reacciones de todo tipo. En casos que son tratamientos
puntuales estéticos o que no tienen demasiada complejidad, la gente opta por no llevarlos, después tenés otras personas con diabetes o hipertensión. Generalmente esas cosas están bien cubiertas, y después hay un grupo de gente que tiene un 40 o 50 por ciento de cobertura que les queda muy grande el precio del medicamento y no les queda otra que abandonar el tratamiento, ya ni siquiera es buscar otra marca porque ya no hay una marca barata. La industria farmacéutica marcó un ritmo muy por encima de la inflación, hay razones por las cuales esto pasa. Hay un sistema muy especulativo y un sistema de aumentos cuando sube el dólar blue, cuando sube el oficial, sube todo el tiempo y no bajan nunca”, explicó seguidamente el entrevistado.

El farmacéutico advirtió también sobre el precio en alza de los medicamentos y qué es lo que pueden hacer las farmacias aún a costa de perder rentabilidad: “El precio del medicamento sigue
aumentando pero lo que hacen las farmacias es absorber parte de ese aumento para que cuando
pase al mostrador sea más aliviado para el paciente. Se pierde rentabilidad, pero si ponemos el
precio real no lo vendemos”.

Otro escenario
“Vamos perdiendo rentabilidad, hasta que solamente queden los más competitivos que es lo que
busca el libre mercado, que son cinco o seis empresas grandes y las chicas irán cerrando
lamentablemente o perdiendo capital paulatinamente hasta verse en una encerrona”, aseguró.
Mechedze pidió reglas claras para el sector y le apuntó a la industria farmacéutica: “Son voraces”,
definió.

“Hay que poner reglas claras de juego, en salud no podés decir que se manejen por la oferta y la
demanda regula. Es una mentira. Por ejemplo, un jubilado que tiene un medicamento al 100 por
ciento por PAMI no mira el precio del medicamento porque se lo está llevando gratis de la farmacia
y al laboratorio le figura como venta, entonces el precio lo puede subir indefinidamente porque
abajo el jubilado no lo está pagando, o sea no lo va a dejar de comprar porque es caro. La industria solo ve todo lo que es al 100 por ciento y el afiliado lo va a seguir llevando y va a aumentar la demanda. Eso va a hacer que aumente el precio y el laboratorio va a volver a subir el valor”,expresó.

“Cuando un afiliado debe pagar la diferencia de un 40 por ciento el mercado no va a decir ‘vamos a bajarlo porque la gente no puede acceder al medicamento’. Lamentablemente son voraces, son
capitalistas y van a buscar el número, no lo ven como un bien social. Las farmacias siempre van a
tratar de que la persona acceda por cualquier medio a su tratamiento, y lo que estamos tratando de hacer es buscar genéricos, buscar marcas alternativas, ver la manera para que baje la diferencia, para que la gente pueda acceder al tratamiento”, completó.

FUENTE: PRIMERA PLANA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *