Caso Niña Sol: organismos de derechos humanos exigen la restitución a su madre

La menor, víctima de abuso sexual por parte de su progenitor, fue separada de su madre por orden de la Justicia. Nota al Pie dialogó sobre el caso con María Elena Naddeo, presidenta de la Asamblea Permanente por los DDHH.Organizaciones de derechos humanos y especialistas en defensa de las mujeres y niñeces presentaron un pedido urgente de restitución de la Niña Sol, víctima de abuso sexual infantil, a su madre.

Entre los organismos que encabezan el pedido ante la Cámara Civil y Comercial Trabajo y Familia N°1 de Río Tercero en la Provincia de Córdoba, se encuentran la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) y la Red Viva.

El caso de la Niña Sol está en manos de la Justicia de Córdoba desde hace más de tres años, cuando su madre denunció que el progenitor abusaba sexualmente de la niña. En un intento de proteger a su hija separándola de su abusador, la madre de la Niña Sol fue denunciada penalmente por “impedimiento de contacto”.

¿Qué ocurrió con la Niña Sol?

“La nena presentó en el año 2018 indicios de haber sido abusada por el progenitor. Esto se confirmó con pericias tanto médicas clínicas como en el ámbito educativo, lo cual originó una denuncia por abuso sexual agravado por el vínculo, denuncia que empezó en el 2018 y sigue hasta ahora pendiente de resolución”, explicó a Nota al Pie María Elena Naddeo, presidenta de la APDH.

Desde entonces, la Niña vive en Belle Ville, alejada de su madre y de su centro de vida por orden judicial de la jueza Romina Sánchez Torassa. En este momento, la Niña vive a cargo de su abuela paterna, madre de su progenitor, acusado de abuso sexual y corrupción de menores.

Respecto a esto, la entrevistada denunció que “la jueza civil interviniente descreyó de las pericias, cuestionó los informes y posibilitó el régimen de visitas, no generó un pedido de restricción”. Tras enterarse de que la Justicia permitiría que el presunto abusador mantenga el vínculo con la menor de hoy seis años, su madre se opuso firmemente a esta decisión.

“Por esa resistencia de no permitir las visitas de la nena con el denunciado abusador, la mamá fue denunciada penalmente. Soportó años de litigios, apelaciones y amenazas contra su propia integridad”, explicó Naddeo.

Sin justicia para la Niña Sol

En 2022, se realizó una nueva investigación penal que terminó con el procesamiento del acusado y su elevamiento a juicio oral. A pesar de estas determinaciones, la jueza no sólo se negó a otorgar la restitución sino que prohibió totalmente el contacto entre la Niña Sol y su madre.

“La  mamá veía a la nena cada 15 días, tenía que viajar de Río Tercero a Belle Ville lo cual generaba molestias, gastos y un esfuerzo enorme. Ahora ni siquiera puede hacer eso. Esta decisión arbitraria de la jueza nos lleva a reclamar y dirigirnos a la Cámara para que se haga justicia y la nena vuelva con su mamá”, declaró la presidenta de APDH.

Una Justicia que desprotege a las víctimas

Según las organizaciones que llevan adelante el pedido, este caso esconde cuestiones de violencia de género; en el que la Justicia desprotege a la víctima y castiga a quienes se atreven a denunciar y visibilizar la violencia.

“Hay una visión conservadora, patriarcal y misógina en la Justicia de Río Tercero y particularmente en este juzgado civil. Se deposita en el varón, en el progenitor, la verdad, la impunidad y se cuestiona a las madres, a las mujeres. Se les dice histéricas, locas, que fabulan, que inventan situaciones de abuso”, analizó Maria Elena Naddeo.

En referencia a los recursos legales que quedan para obtener justicia por la Niña, Naddeo afirmó que están a la espera de la resolución de la Cámara: “Seguiremos batallando junto a la mamá de la Niña Sol y su equipo jurídico”.

Por último, la presidenta concluyó: “Apelaremos a la Corte Suprema si es necesario y a la Corte Interamericana de Derechos Humanos. No es posible tanta impunidad, tanta arbitrariedad judicial en su máxima expresión, por eso luchamos”.

escrito por:  Agustina Pérez

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.