JUNÍN: Embargan a empresa de gas por cobrar a usuarios pero no pagar a proveedores

Escándalo en la ciudad del noroeste bonaerense. La compañía subdistribuidora, con
90% de acciones del estado local, le cobra a los clientes pero se queda con el dinero: no
paga a su proveedora, que es Camuzzi.

La empresa subdistribuidora de gas de Junín –Grupo Servicios Junín-, una importante ciudad del
noroeste bonaerense fue judicialmente embargada en $1.600 millones a raíz de la deuda que
mantiene con su proveedora, Camuzzi Gas Pampeana.
Una de las particularidades del caso es que la Justicia detectó que el GSJ seguía cobrando la factura de gas a los 10 mil abobados al servicio que existen en la ciudad, que tiene 100 mil habitantes- pero no le pagaba a su proveedor.

Pablo Torres, el director del GSJ, negó la crisis ante medios locales: “En Gas Junín 2023 fue un gran año, uno de los hitos más relevantes fue la puesta en marcha de la cuarta planta reguladora de gas natural y del gasoducto.”, dijo.

Sin embargo, el Juzgado Civil y Comercial 3 de la ciudad decidió avanzar con la medida después de la reiterada negativa de la compañía a pagar el servicio que recibía de Camuzzi.

Según fuentes judiciales, el último capítulo de la falta de cumplimiento de los pagos se originó en
septiembre del 2022. Con la intención de llegar a un acuerdo sobre la forma y plazo de cancelación de la deuda, Camuzzi convocó a la empresa a participar de un proceso de mediación, pero “los funcionarios responsables se negaron, no se presentaron ni ofrecieron alternativas de pago, a pesar de que mes a mes reciben el pago de los usuarios de gas domiciliario”.
Ante la falta de respuesta sobre la forma y plazo de la cancelación de la deuda, Camuzzi recurrió a la justicia para instar a la compañía a cancelar la deuda.

Como resultado de la promoción de esas acciones, la justicia dictaminó diversas medidas cautelares consistentes en el embargo de las cuentas de GSJ por la suma total de 1.643.759.718 pesos.

A pesar de la falta de pago y del incremento de la deuda por parte de GSJ, mientras continúa
cobrando a los vecinos, Camuzzi destacó que “en ningún momento interrumpió el suministro
brindado en la ciudad, priorizando así el acceso al gas natural para todos los clientes de Junín”.
El Grupo Servicios Junín tiene como principal accionista al municipio de Junín, con un 90% del
capital.

FUENTE: PRIMERA PLANA

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *