Ley ómnibus en Diputados: cómo está el tablero de la Cámara baja a horas de la votación clave para Javier Milei

En un juego de pinzas, un sector del Gobierno encabezado por el ministro del Interior Guillermo Francos y el presidente de la Cámara de Diputados, Martín Menem, busca avanzar en el diálogo con la oposición para lograr la media sanción de la Ley Ómnibus. Pero otro sector, encabezado por el propio presidente Javier Milei torpedea a los gobernadores y bloques autodenominados dialoguistas desde las redes sociales. La discusión se empantana a horas de la maratónica sesión, que ya fue convocada para el miércoles a las 10.

Esas son las posturas a esta hora, cuando el quórum de 129 diputados para la sesión -en principio prevista para el miércoles a la mañana- está casi asegurado. Por eso se esperan más de 30 horas de debate, aunque las negociaciones, frenéticas, continúan.

Oscar Zago, presidente del bloque oficialista La Libertad avanza cuenta con las 38 manos (en realidad 37 hasta que al inicio de la sesión jure la abogada Alida Ferreyra). Se da por descontado el voto de José Luis Espert, que está en el monobloque Avanza Libertad. También, a pesar de algunas críticas, se prevé el apoyo de la díscola Carolina Piparo, que tiene el bloque Buenos Aires Libre junto a Lorena Macyszyn.

La ruptura de Juntos por el Cambio dejó al PRO con un bloque de 37 diputados que encabeza Cristian Ritondo y ya se expresó a favor del proyecto de Ley Ómnibus. Hasta ahí el oficialismo suma 78. Pero también habló a favor en el plenario de comisiones la tucumana Paula Omodeo del bloque Creo, aunque tiene reparos en cuanto al capítulo de biocombustibles.

También se descuenta el voto de los tres tucumanos que entraron a la Cámara de Diputados en la boleta de Unión por la Patria, responden al gobernador peronista Osvaldo Jaldo y armaron el bloque «Independencia». Hasta ahí la cuenta llega a 82 apoyos.

Pero en las últimas horas de este martes, antes de la reunión de Labor Parlamentaria -que se postergó para las 19.30-, la UCR salió a aclarar que sus 34 legisladores darán quórum y votarán a favor. Fue en un mensaje del titular del bloque, Rodrigo de Loredo. Así el número del oficialismo ya supera los 100 y trepa a 116 manos.

bloque-diputados

Ya sea en general o después en particular, algo que se definirá este martes a la tarde en la reunión de labor parlamentaria con los presidentes de bloque, para ser aprobada el proyecto de la ley ómnibus necesita mayoría absoluta, es decir la mitad más uno de los presente en número suficiente para formar quórum de 129 diputados.

Rechazos innegociables e indecisos en conversaciones: los votos claves que necesita el Gobierno

Unión por la Patria, presidido por Germán Martínez, suma 99 miembros que se oponen por completo al proyecto oficialista de Ley Ómnibus, titulado Bases y Puntos de Partida para la Libertad de los Argentinos. También se oponen por completo los cinco legisladores del Frente de Izquierda (FIT).

La clave pasa por los diputados que responden a los gobernadores, muchos unidos en los bloques Hacemos Coalición Federal -que preside Miguel Ángel Pichetto– e Innovación Federal comandado por la salteña Pamela Calletti-. En total son 32 diputados que trabajan en un mismo interbloque.

Los diputados responden a los gobernadores Martín Llaryora (Córdoba), Ignacio Torres (Chubut), Rogelio Frigerio (Entre Ríos), Hugo Passalacqua (Misiones), Gustavo Sáenz (Salta), Rolando Figueroa (Neuquén), y Alberto Weretilneck (Río Negro).

Entre los cuatro cordobeses, Natalia de la Sota -hija del ex gobernador José Manuel de la Sota- rechazó el proyecto y se mantiene firme en su postura.

La Coalición Cívica que fundó Elisa Carrió está dentro del bloque Hacemos Coalición Federal y -al igual que lo hizo en los últimos años- no votará ninguna delegación de facultades. Los «lilitos» suman seis.

Pero dentro de ese mismo bloque que conduce Miguel Ángel Pichetto están Margarita Stolbizer y socialistas como Mónica Fein, que ponen reparos a la ley, o Emilio Monzó y Florencio Randazzo.

Este martes tarde, Hacemos Coalición Federal (23 miembros) emitió un comunicado en el que confirma que dará el quórum para el debate, que acompañará al proyecto en general pero que planteará «las disidencias en varios artículos». Sin embargo, los dos socialistas santafesinos -Mónica Fein y Esteban Paulón- votarán en contra de la ley pero puede que acompañen algunos articulados puntuales.

A su vez, la búsqueda de apoyos que persiguen Francos y Menem chocó con la vorágine retuitera del presidente Javier Milei, que reposteó en su cuenta de X (ex Twitter) un duro mensaje que el senador provincial Joaquín De La Torre escribió contra quienes se oponen a la Ley Bases: llamó «Bloque extorsión» a parte de la oposición.

El diputado nacional de Hacemos Coalición Federal apuntó contra «las veinte (cuentas de) Twitter financiadas con pauta» y advirtió que el Gobierno buscará ejercer presión contra opositores.

En ese bloque Nicolás Massot acusó al Gobierno de no querer llegar a un acuerdo para aprobar la ley ómnibus, después del frustrado encuentro con el ministro del Interior, Guillermo Francos.

«El Gobierno tiene que cambiar su postura. Vos querés basurear a los diputados o senadores, no hay ningún problema. Pero hay 24 personas que en sus provincias son electas muchas veces antes que el Presidente. Y se tienen que sentar y arreglar el equilibrio fiscal de todos y que las las leyes que pasen por el Congreso generen consenso», señaló Massot en diálogo con Radio Con Vos.

Y como cada voto cuenta, también son buscados los dos diputados del bloque «Por Santa Cruz», del nuevo gobernador Claudio Vidal, vencedor del kirchnerismo en su tierra. Y las dos diputadas del bloque Producción y Trabajo, que responden al gobernador de San Juan, Marcelo Orrego, que llegó al poder aliado a Juntos por el Cambio.

FUENTE: Clarín

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *